Sign in / Join

El gobernador aclaró algunos puntos sobre la Ley de Emergencia

Apuntó contra los legisladores de la oposición.

En el marco de la conferencia de prensa que brindó el gobernador Jorge Capitanich, también se refirió al paquete de proyectos que se discutirán en la Legislatura, a partir de las 10, en sesión extraordinaria.

El mandatario apuntó directamente contra los legisladores de la oposición, quienes criticaron severamente las medidas.

“Están en contra del congelamiento de vacantes por 10 años. No estamos hablando del cercenamiento de ningún derecho, sino de ordenar el sector público, para mejorar la estructura y mejorar el salario promedio, que debemos hacerlo con recursos de una buena administración”, explicó.

“Los que me conocen saben que tuve que afrontar el operativo retirada el 10 de diciembre de 2007, tuve que afrontar la Ley 6030 con una Cámara Contencioso Administrativo que está en manos de la oposición del Estado, vinculados a abogados que tienen jugosos honorarios, hay 23 mil juicios en contra del Estado provincial en Fiscalía de Estado. La ingenuidad tiene un límite. La Justicia debería investigar cómo se reparten esos honorarios”, detalló.

“Para eso impulsamos una ley, la 6655 con el objeto de terminar con la precarización laboral, pero en la práctica sigue, porque existen atajos. Las entidades gremiales deben defender la ley. Quieren excluir ese punto, háganlo”, puntualizó.

Por otro lado, el gobernador dejó en claro que “con la ley de emergencia de ningún modo vamos a afectar los derechos del trabajador”.

“Le quiero decir a todos los legisladores de la oposición y a los que critican, que nuestra política es de desendeudamiento. Si hay alguien que puede jactarse de una política de desendeudamiento y transparencia somos nosotros. Señores legisladores, quédense tranquilos”, apuntó.

Además, aseguró que “esta emergencia nos lleva a resolver problemas”. “Los hospitales no tienen medicamentos ni insumos y están en una situación extremadamente grave en toda la Argentina, no solo en Chaco, así como también están en crisis los sanatorios privados y las obras sociales”, dijo.

“Cuando baja el salario, las jubilaciones y los ingresos, y se dolarizan los insumos, quiebra el sistema. Pasó en el 2001 y 2002 y está pasando ahora”, recordó.

“Esta ley resolverá este tipo de problemas. Lo vamos a resolver mañana, no. Pero vamos a hacer partida por partida para resolver los problemas máximos, con el objeto de que el primer cuatrimestre del 2020 tengamos un sendero claro que permita tener un sistema de salud en condiciones. No se pueden resolver todos los problemas de un día para el otro”, insistió.

Leave a reply