Esa caída responde principalmente al aislamiento preventivo y obligatorio dispuesto por la pandemia de coronavirus, que produjo una menor circulación vehicular en toda la provincia, sobre todo en rutas.

Entre enero-mayo de 2020 se registraron 2.048 siniestros viales, lo que representa una reducción cercana al 42 por ciento respecto a los 3.499 episodios ocurridos durante el mismo período de 2019.

El informe realizado por la Subsecretaría de Seguridad Vial y Ciudadana, conjuntamente con la División Estadísticas de la Policía del Chaco, detalla la cantidad de casos como también de personas involucradas en siniestros viales en todo el territorio provincial.

En el mismo período el año pasado se registraron 3.171 personas involucradas en siniestros, entre heridos leves, heridos graves y fallecidos. Mientras que este año la cifra se redujo a 2.154 personas, es decir que el porcentaje de víctimas se redujo en un 32%.

En este sentido, el subsecretario de Seguridad Vial y Ciudadana, Juan Basail, destacó el trabajo que viene realizando la cartera de Seguridad. “En el marco de la pandemia por Covid se logró reducir significativamente la siniestralidad vial, fortaleciendo las políticas de prevención, control y sanción, que continuarán cuando se flexibilicen las restricciones a circulación”, expresó.